Las FUNDAS de ITALIA para Sofás y Sillones.

Envío Gratis, Pago y Garantía.

+56 2 2666 5583

Trucos para usar el verde en la decoración de tu casa

¡A todo el mundo le encanta el verde! Es un color que nos transmite naturaleza, frescura, calma y salud. Se trata de un color ampliamente utilizado en la decoración, y lo bueno es que tiene múltiples tonalidades. A continuación, veremos por qué decorar tu casa con verde es una buena idea, y cuáles son los trucos para sacarle el máximo partido a este color en tu casa.

Ideas para utilizar el verde

El color es siempre un espacio de creatividad. Entre todas las cosas que se pueden modificar en la decoración de una casa, es probablemente la más sencilla. ¡Una mano de pintura es suficiente! Por eso, aquí veremos varias de las maneras en las que puedes utilizarlo para avivar tus ambientes.

Paredes

Las paredes no solo sirven para sostener el techo sobre nuestras cabezas. Son, también, el mayor reflector de luz dentro de una casa. ¿Qué significa eso? Que la tonalidad de las paredes afecta fuertemente la tonalidad de la luz en el interior de un hogar. Por eso es tan habitual utilizar paredes blancas: porque ese es el color que devuelve la mayor cantidad de luz, por lo que, aplicado a las paredes, aumenta la influencia de la luz natural en un espacio.

Sin embargo, las paredes no tienen por qué ser blancas. En ambientes muy luminosos, utilizar otros colores puede dar lugar a ambientaciones muy divertidas, con mucha personalidad. A su vez, si la habitación no es especialmente luminosa, quizás lo conveniente es pintar únicamente una de las paredes con verde. De esta forma, podrás aprovechar la luz natural, pero también tendrás un toque de color en tu ambiente.

Fundas en los sillones

Los sillones son piezas protagónicas en la decoración de un hogar, sobre todo en el living. Por supuesto, son muebles caros y duraderos, por lo que no es esperable comprar uno nuevo cada vez que se nos antoja cambiar la decoración. Sin embargo, existe una forma de adaptarlos: las fundas de colores.

Una funda es como una nueva piel para tu sillón. Con ella, el sofá puede adaptarse perfectamente al nuevo estilo que estés planeando. En este caso particular, como estamos tratando los usos del verde, podemos sugerir las fundas verde esmeralda de Eurofunda, que además de venir en un color maravilloso, son de gran ayuda para proteger tu sofá.

Cuadros y objetos decorativos

Otra gran forma de introducir el color en tu vida es a través de cuadros y objetos decorativos. Estos son especialmente útiles para generar composiciones complejas. Si tienes un armario verde, puedes poner un cuadro verde en la misma habitación; si tienes una silla roja, puedes acompañarla por una lámpara roja. Esto le dará a tu ambiente cierta intencionalidad muy agradable.

Plantas

Las plantas son un gran recurso para la decoración. Le dan vida —¡literalmente!— a tu casa, y vienen en formas y colores muy variados. Además, si no tienes “mano verde”, ¡no te preocupes! Cualquier vivero está lleno de plantas aguerridas, de bajo mantenimiento, que podrás tener en tu casa sin mayores preocupaciones.

Una cuestión interesante a la hora de pensar las plantas es su ubicación. La mayoría de la gente tiende a colocar las macetas en el suelo. Después de todo, tiene sentido: las plantas crecen de abajo hacia arriba, y parece natural que estén lo más cerca posible de la tierra. Sin embargo, ¡esto no tiene por qué ser así! Ponte creativo y anímate a colgar tus plantas de las paredes o del techo; colócalas en la biblioteca o sobre una cómoda. Este toque verde puede ocupar cualquier lugar, siempre y cuando reciba un poco de luz.

Conclusión

El verde es un color vibrante y amigable. Transmite una sensación de vida, y por eso siempre estamos encantados de incorporarlo a nuestros hogares. Ya sea pintando las paredes, enfundando los sillones o incluyendo un pequeño huerto en nuestro salón, el verde siempre sienta bien. ¡Anímate a incluirlo en tu vida!